DESCUENTO 10% EXTRA EN TU COPA COMPRANDO UN PACK

4 Alternativas para una menstruación sostenible.

4 Alternativas para una menstruación sostenible.

4 ALTERNATIVAS PARA UNA MENSTRUACIÓN SOSTENIBLE

Si estás aquí es porque, como muchas de nosotras, te preocupas por el cambio climático y quieres cuidar todo lo posible el medioambiente.

 

Uno de los ámbitos donde podemos reducir nuestros residuos, es la menstruación.  Las compresas y los tampones desechables están hechos principalmente de plástico y son muy contaminantes. Más información aquí.

 

Pero no sólo contamina el producto en sí, sino también todo su proceso de fabricación, incluyendo el packaging. Esto genera un gran impacto medioambiental que se repite una y otra vez todos los meses durante años.

 

La buena noticia es que existen alternativas sostenibles y sustentables a los productos menstruales desechables y contaminantes.

 

La más conocida es la copa menstrual. La copa es un recipiente que se introduce en la vagina para recoger la sangre menstrual. Está compuesta por silicona médica, plástico quirúrgico o TPE y es una perfecta sustituta de los tampones. Tiene una vida media de 5 a 10 años.

 

Ventajas:

  • Es totalmente inocua para nuestra salud y 100 % hipoalergénica. No tiene químicos ni aditivos dañinos, no afecta al pH vaginal ni deja restos de fibras como los tampones.
  • Ahorrarás mucho dinero. Una copa menstrual equivale a 4 paquetes de tampones convencionales y te durará años de uso.
  • A día de hoy es muy accesible. La venden en farmacias, en sex shops, en tiendas zero waste y en supermercados.
  • Además, resulta muy cómodo tenerla siempre en casa y olvidarte de tener que comprar todos los meses cajas y cajas de tampones.

 

Fibras de rayón en un tampón.

 

Inconvenientes:

  • Tendrás que aprender a ponértela correctamente y los primeros ciclos tendrás fugas.
  • Tendrás que limpiarla. Para mí, sinceramente, no es un inconveniente esterilizar y limpiar mi propia copa, pero puede que te de algo de pereza al principio.
  • Tendrás que elegir un modelo con una forma, dureza y tamaño adecuados para tu vagina. No siempre acertamos con la primera copa que nos compramos y puede resultar incómoda, por lo que es interesante reunir algo de información antes de comprarla. Puedes consultar en Internet o dejarte asesorar por tu ginecóloga o una experta en copas menstruales.
  • Tendrás que acordarte de esterilizarla y llevarla encima unos días antes de que te baje la regla para que no te pille desprevenida.

 

La siguiente en la lista de alternativas menstruales ecológicas son las compresas de tela. Se ponen sobre la ropa interior para recoger la sangre y se abrochan con botones para sujetarlas, pues no llevan pegamento. A diferencia de las compresas de un solo uso, éstas son lavables y reutilizables. Tienen una vida media de 3 a 5 años.

 

 

Ventajas:

  • Al ser de tela, permiten que la piel transpire y mantienen tu zona íntima en la temperatura y humedad adecuadas. Si tienes infecciones por hongos o candidiasis recurrente, esta puede ser tu solución durante la menstruación.
  • Olvídate del mal olor, de las alergias, irritaciones provocados por los químicos que suelen llevar las compresas desechables. Tampoco se alterará tu pH vaginal, son totalmente seguras para tu salud. Asegúrate de que tengan el certificado OEKO TEX, que verifica que no haya sustancias nocivas en los textiles.
  • Son mucho más cómodas de llevar que una desechable, pues ocupan el mismo tamaño y grosor pero su tacto es mucho más suave y agradable. Hay compresas de muchos materiales pero, para mi gusto, las mejores son sin duda las de algodón. Imagínate menstruar sobre una fina y suave capa de algodón…
  • No te mancharás la ropa con sangre aunque sean de tela. Tienen una capa de PUL (un tejido impermeable y transpirable) que te asegura una protección total contra las manchas.
  • Son más económicas que las compresas desechables, pues una compresa de tela equivale a 250 desechables.
  • Suelen ser de fabricación artesanal, por lo que son más ecológicas que lo fabricado de forma industrial. 
  • Hay varios modelos con diferentes absorciones para que escojas los que más se adapten a tí.
  • Al contrario de lo que puedas pensar, son muy fáciles de lavar. Puedes meterlas en la lavadora con el resto de tu ropa o lavarlas a mano si lo prefieres.

 

 

Inconvenientes:

  • Tendrás que comprarlas poco a poco o dejarte aconsejar por quien te las vende para saber cuántas necesitas en un ciclo.
  • Al igual que la copa, tendrás que acostumbrarte a lavarlas y llevar alguna encima los días cercanos a la regla.

 

En el tercer puesto están las bragas menstruales. Son como unas braguitas normales pero con materiales absorbentes e impermeables que impiden que pase la sangre a la ropa. Su vida media es de 2 a 5 años.

 

 

Ventajas:

  • Sólo necesitas llevar estas bragas impermeables y no necesitas llevar nada más.
  • Se pueden lavar en lavadora o a mano, al igual que las compresas de tela. Y tampoco habrá mal olor, ya que es debido a los químicos de las desechables .
  • Cuando pierden su capacidad absorbente pueden usarse como unas braguitas normales.

 

Incovenientes:

  • Suelen contener materiales sintéticos como el poliéster, la lycra, e elastán, etc en todas sus capas, siendo el algodón lo más recomendable para nuestra piel y favorecer la transpiración.
  • Cuando ha llegado a su límite de absorción tienes que desvestirte y cambiarte la braguita por completo por una limpia.
  • Hay varios tipos de bragas, con distintas formas que se adaptan a tu cuerpo y tu ropa pero todas absorben por igual. A veces tienes que combinarlas con tampones o copa menstrual.

 

 Por último, está la opción del sangrado libre o free bleeding. Es el método más sostenible, pues no necesitamos ponernos nada. Consiste en saber detectar cuándo vamos a sangrar e ir al baño para expulsarlo en la taza en ese momento y no manchar la ropa.

 

 

Ventajas:

  • Es totalmente natural y aprenderás a conocer tu propio cuerpo.
  • Es gratuito.
  • No necesitas comprar, lavar ni guardar nada.

Inconvenientes:

  • Requiere mucha práctica y paciencia para dominarlo.
  • Fuera de casa no es viable y tendrás que combinarlo con otros métodos.

 

Espero que te haya gustado este post, y haberte sido de ayuda. Mi consejo es que vayas poco a poco y pruebes varios métodos hasta que descubras cuáles se adaptan mejor a tí.

 

Si son las compresas o salvaslips de tela lo que te interesa, échale un ojo a los modelos de la web . Te asesoramos y resolvemos todas tus dudas en hola@chi-chi.es o por mensaje privado en Instagram y Facebook.

 

¡Da el paso a una menstruación más sostenible!

El planeta lo merece y tú también.

Juntas, #cambiandolasreglas

Siguiente publicación

Deja un comentario

Chi-Chi newsletter
Suscríbete y recibe toda la info sobre nuevos estampados, sorteos y ofertas recién salidas del horno.

Verfügbarkeit